Trucos para elegir el mejor hosting. Encuentra la mejor oferta

¿Sabéis cómo elegir el mejor hosting sin miedo a equivocarnos? Sigue esos pasos

Elegir el mejor hosting

Elegir el mejor hosting para nuestra web es algo fundamental ya que puede marcar la diferencia entre un sitio de éxito y uno que no logre marcar la diferencia. Mucha gente desconoce la importancia de un servidor para su web y elige el primero que encuentra, un grave error que luego se acaba pagando pues cuando las visitas empiezan a llegar la web suele tener serios problemas para aguantarlas y acaba cayendo. Por todos estos motivos hemos pensando que este artículo os puede ser de gran utilidad si estáis pensando en elegir hosting, bien porque vais a empezar con un proyecto o por que tenéis problemas con vuestro servidor actual.

9 claves para elegir el mejor hosting

 

Si de verdad quieres encontrar la mejor empresa de hosting, coge papel y boli y realiza un checklist con los siguientes puntos.

#1 Soporte en tu idioma o en un idioma que dominas

A la hora de conseguir el mejor hosting es fundamental tener en cuenta el apartado de soporte. Para mi es tan importante que lo he puesto en el primer puesto. Si has tenido una web ya sabrás de la importancia del soporte de un servidor pues los sistemas fallan, entran virus o cometemos fallos humanos que solo un buen soporte podrá resolver. Como digo es importante que el soporte esté en nuestro idioma o en uno que dominamos ya que nos permitirá poder exponer nuestros problemas.

Es fácil encontrar grandes ofertas en Internet a la hora de elegir hosting pero también es cierto que muchas de ellas suelen ser de empresas extranjeras, generalmente en inglés. Tal vez piensas que para alojar un simple blog no necesitas nada del otro mundo y decides apostar por ellos. El día que tengas un problema y debas contactar con atención al cliente y hablar con el soporte técnico te vas a acordar del momento en el que tomaste esa decisión.

Si ya en ocasiones, es difícil entenderse en castellano en estos asuntos, imagina mantener una conversación en inglés o en otro idioma que no dominas a la perfección para asuntos técnicos. Puede ser desesperante y una auténtica pérdida de tiempo.

También es importante comprobar que las facilidades que dan a la hora de contactar con la empresa y el soporte técnico. Si bien poder hablar con un técnico cuando tengas algún problema no es posible sin haber contratado previamente el servicio, pon a prueba su atención al cliente para ver sus tiempos de respuesta y su amabilidad.

En líneas generales y a modo de resumen, un soporte, además de estar en nuestro idioma, deberá de ser rápido, estar disponible por chat y que sea competente. Esto último no lo podremos saber si es la primera vez que contratamos este hosting, para esto habrá que leer opiniones, algo que nos lleva al punto dos.

#2 Cuidado con las opiniones de “expertos”

Muchos de los que se autodefinen como expertos en creación de blogs y websites hacen posts donde promocionan un servidor en concreto diciendo que ese hosting en concreto les ha ido genial y que es la mejor opción. Cuidado con estos artículos porque los dueños de estas webs se suelen llevar un porcentaje por cada recomendación. Esto ha hecho que suelan hablar de las empresas que pagan más, no de las mejores.

Como recomendación miraría los comentarios de estos artículos, pues son donde de verdad los usuarios añaden valor añadido a la conversación y se logra saber cuál es el mejor servidor pues aquí sí que no suele ver dinero por medio. Otra opción es mirar las opiniones en foros o en el propio Google, podemos extraer información muy interesante para lograr conseguir el mejor hosting.

#3 Ubicación

El tercer elemento importante y a tener en cuenta es el de la ubicación. Debemos saber dónde se encontrará nuestro hosting pues de lo contrario podemos tener problemas. Problemas legales y de posicionamiento. Por ejemplo, si vivimos en España el servidor deberá encontrarse en España para cumplir la ley orgánica de protección de datos, o por lo menos la ip del mismo. Además, según los últimos estudios, si nuestro servidor se encuentra en el país donde queremos posicionar la web, esta se posicionará mejor.

#4 Número de IPs

Otro elemento a tener en cuenta cuándo buscamos elegir un hosting es el del número de IPs que nos ofrece el servidor. Esta suele ser una, pero la mayoría de servidores ya tienen la opción de darte más IPs por un precio económico. Si podemos conseguir esto nos podremos crear una red de blogs privada, algo fundamental hoy en día si queremos hacer linkbuilding económico. Si estás empezando esto te sonará a chino, pero si ya sueles hacer SEO, esto te interesará y lo tendrás que tener en cuenta.

#5 Escalabilidad

Que un hosting sea escalable significa que vamos a poder cambiar a una versión con más recursos y casi de forma automática. Si, por ejemplo, tenemos una web que aguanta bien las 1.000 visitas al día y de pronto vemos como aumentan las visitas, es interesante que podamos aumentar el rendimiento de nuestro servidor casi al instante. Llamando o escribiendo a nuestro hosting deberían pasarnos a un compartido con más capacidad o incluso a un VPS si así lo necesitamos. Los servidores que trabajan en la nube suelen darte facilidades para esto y al instante te activan más capacidad.

#6 Seguridad para dormir tranquilo

Hosting barato

Nunca pasada nada hasta que…pasa y en el caso de los blogs, páginas webs o tiendas online esto no es una excepción. Es por ello que debes elegir hosting pensando también en la seguridad que te ofrecen. Puedes realizar tú mismo copias de seguridad periódicas pero lo ideal es que tu propia empresa de hosting también realice sus copias de seguridad y cuenten con un buen soporte técnico que te ayude a restaurarlas y solucionar todos los problemas cuando estos se presenten.

También es recomendable que el hosting sea capaz de aguantar los famosos ataques de fuerza bruta. ¿En qué consiste? Lo que buscan este tipo de ataques típicos en Internet es intentar tumbar precisamente a tu servidor para que tu web deje de funcionar. Lógicamente si esto se produce es normal que tu servidor se vea resentido y comience a ir lento. Sin embargo, la diferencia entre una una buena empresa de hosting y una mala es que en la primera la web seguirá en pie, aunque vaya lenta y en la segunda te aseguro que visualizar tu web va a ser totalmente imposible, ya que estará caída.

#7 El precio importa, pero no es lo principal

Todos sabemos que lo bueno cuesta dinero y que generalmente quien compra barato compra dos veces. Por lo tanto, a la hora de elegir hosting estar constantemente pensando en ahorrar dinero no debe ser tu prioridad.

Lógicamente, la oferta en el mercado es muy amplia y gracias a una buena búsqueda vas a poder comparar multitud de servicios con diferente precio. Debido a esta competencia verás que aunque existen diferencias a la hora del precio realmente estas no son muy grandes y todas las empresas de hosting se mueven más o menos por los mismos ratios. Así que llega el turno de encontrar aquellas que te ofrecen los requisitos que realmente necesitas y luego comparar precios para ver si realmente alguna resulta ser la más económica o tiene alguna promoción de la que te puedes aprovechar.

Pero lleva cuidado, si encuentras una que te ofrece lo mismo que todas las demás pero a un precio muy inferior, intenta asegurarte de por qué es. Tal vez está empezando y lleva una política agresiva de precios, se trata de una promoción u oferta puntual o tal vez realmente no ofrece el servicio de calidad que sí que ofrecen las otras opciones.

Piensa que si de verdad buscas el mejor hosting no puedes estar basando tus decisiones en un euro arriba o un euro abajo y más si es para alojar tu tienda online de la que tienes que vivir o la página web corporativa de tu empresa.

8# Velocidad: La clave del posicionamiento web y experiencia de usuario

El tiempo de carga de una web viene muchas veces condicionado por el propio servidor y los recursos de los que dispone. Este punto es clave si realmente quieres trabajar el posicionamiento web de tu página. La velocidad de carga se ha convertido en uno de los factores de posicionamiento más importantes sobre todo desde la entrada de los dispositivos móviles.

¿El motivo? Juega un papel fundamental en la experiencia de usuario ya que un usuario que navega a través de un dispositivo móvil no quiere ver como su tarifa de datos se esfuma en una web que tarda mucho en cargar. Al mismo tiempo, en líneas generales un usuario que navega por una web que tarda más de 4 segundos de media en cargar suele abandonar el sitio. Por lo tanto, es necesario que tu página cargue lo más rápido posible para ofrecer una buena experiencia de navegación.

Si bien para conseguir esto influyen muchos elementos, incluidos internos de tu página, el servidor también puede darte el empujón que necesitas. Muchos de ellos comienzan a ofrecer discos SSD y realizan pruebas para demostrar la velocidad de carga y transferencia de datos de sus máquinas. Fíjate en este detalle y en análisis que puedas encontrar a la hora de buscar el mejor hosting en este aspecto. También destacar de nuevo el punto del precio, no te quedes escaso con los recursos que necesitas, pues un servidor saturado va a tardar más en servir la información de tu web.

9# Prueba primero, decide después

He dejado este punto el último de todos ya que es una forma de englobar todos los anteriores aunque por otro lado es posible que mucha gente no esté dispuesto a llevarlo a cabo. Se trata ni más ni menos que intentar probar el hosting o ponerlos a prueba. ¿Cómo? Lógicamente vas a tener que realizar un pequeño desembolso económico, probando alguno de los planes más sencillos con un simple blog.

Si buscas un poco en Internet es fácil encontrar grandes promociones y descuentos por los cuales comenzar a probar un servidor es realmente económico. Está claro que nadie quiere estar pagando por probar cosas que luego va a decidir no utilizar, pero en algunos casos es más que recomendable.

¿Algún ejemplo? Tal vez tienes un blog y por lo tanto no puedes estar haciendo pruebas y experimentos con otras webs. Sin embargo, es fácil encontrar muchos webmasters que cuentan con un gran número de webs, tiendas online, foros o blog en un mismo servidor, recurriendo a grandes VPS. En este caso, no les vale cualquier servidor, necesitar el mejor hosting sí o sí pues tienen mucho trabajado almacenado en ellos.

En estos casos es muy sencillo poner a prueba a la empresa de hosting que tienes en mente. Tan solo necesitarías contratar un pequeño plan para transferir uno de los blogs o páginas que ya tengas y que tampoco sea la más importante. Tal vez un micronicho, un blog que estás empezando o una web con poco tráfico.

De esta forma podrás ver el proceso de atención al cliente en la contratación, hinchar a preguntas al soporte técnico o incluso forzar algún tipo de error para ver cómo responden, el tiempo que tardan en contestar y la diligencia a la hora de resolver tu problema.

Lógicamente no será posible extrapolar todas las conclusiones que obtengas con este caso. Tal vez un día te ha tocado un especialista del soporte técnico que no es el más simpático de todos, por ello intenta probar con más de una cuestión en diferentes momentos. También es cierto que no es lo mismo un pequeño blog sin tráfico que un gran número de webs y que el plan a contratar será mucho más elevado.

Sin embargo, ya tienes muchas más pistas y has podido tener un primer contacto con la empresa para ver si es el mejor hosting para ti o por el contrario, no te ha convencido como esperabas.

Elegir un hosting que reúna todos estos puntos no siempre es sencillo, pero con un poco de paciencia y una buena búsqueda podrás encontrar el mejor hosting para ti.

Puntúalo!

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

1 Comment

  • datacenter1

    January 21, 01 2017 11:07:10

    Me tomo tiempo leer tu post pero valio la pena, es cierto he leido muchos articulos parecidos y al final terminan recomendando un hosting solo para aumentar sus ganacias de afiliados, cada usuario necesitara un plan de hosting que se adapte a sus necesidades.

Deja una respuesta