01/07/20

Core Web Vitals: Conjunto unificado de métricas de Google_

01/07/2020

Desde que Google como motor de búsqueda se lanzó en la web para ayudar a encontrar información y sitios en línea a los usuarios de acuerdo a palabras clave, una de sus premisas principales fue y continúa siendo el contenido de alta calidad que cumpla con la intención de usuario, haciendo las búsquedas más precisas e incentivando el uso del motor.

De esta manera, otros aspectos y en el cual se incluyen elementos técnicos y experiencia de usuario en general de los sitios quedaban en segundo plano para Google, teniendo una importancia relativa en comparación con la calidad de contenido como rey absoluto. Puede que eso esté a punto de cambiar con las Core Web Vitals, presentadas por Google recientemente. 

Qué es Core Web Vitals de Google

Pero, ¿de qué se tratan las Core Web Vitals en detalle y por qué deben ser tomadas en cuenta por los sitios web? Son preguntas que se van a estar respondiendo, como un nuevo esquema unificado de parámetros y métricas de rendimiento que busca facilitar el trabajo de optimización de plataformas por parte de los desarrolladores, y que de manera directa tendrá impacto en la calidad de la experiencia del usuario al visitarlas.

Además, estaremos hablando de los tres tipos diferentes de las Core Web Vitals, cómo pueden mejorarse, plataformas previas, herramientas de medición y el impacto que pueden tener a posteriori directamente en el SEO u optimización en motores de búsqueda de los sitios, pasando a tener un papel más relevante si se compara con la calidad de contenido. 

Plataformas y elementos vitales en la web previos a las Core Web Vitals 

En concreto, Web Vitals se traduce como elementos vitales web que podrían describirse de la siguiente manera: parámetros técnicos de configuración que Google recomienda tengan los sitios en línea, para que permitan y faciliten la navegación en los mismos por parte de los internautas y que disfruten de una buena experiencia de usuario, conocido en el mundo de internet y SEO cómo UX.

De esta manera, aumentan las posibilidades de que los usuarios vuelvan a visitar el sitio, lo recomienden y se incremente su tráfico orgánico, e incluso tenga algo de impacto en los resultados de motor de búsqueda o SERP en lo que respecta a SEO y Google. 

La cosa es que, en primer lugar los elementos vitales web descritos por parte de Google siempre han existido, teniendo como ejemplo claro el Time to First Byte o TTFB, el First Contentful Paint o FTP, entre otros que se relacionan directamente con métricas para experiencia de usuario y los desarrolladores web toman en cuenta a la hora de optimizar el sitio. 

El problema es que, y en segundo lugar dichas métricas se encontraban dispersas o poco unificadas, complicando el trabajo de optimizar los sitios en relación a la UX y también en general, así como el encontrar problemas respecto a la velocidad, interacción y respuesta de la plataforma que luego de hallados sólo eran comprendidos y abordados por desarrolladores con gran conocimiento técnico. 

Por eso razón, Google decidió unificar las métricas y parámetros de optimización en tres grandes grupos, llamados las Core Web Vitals para facilitar el trabajo de mejoramiento de sitios por parte de desarrolladores, siendo más factible que se asegure una navegabilidad de los sitios satisfactoria y se eleve su tráfico, al mismo tiempo cumpliendo con el propósito primordial de Google de  garantizar los mejores resultados de búsqueda, intención de usuario y buen contenido.

A todas estas, ¿Qué son las Core Web Vitals? 

En definición, Los Core Web Vitals o elementos centrales esenciales web son un grupo de indicadores y métricas generales creado por Google, como iniciativa del buscador para facilitar el desarrollo de sitios web especialmente en lo que respecta a la experiencia de usuario completa, de acuerdo a ciertos parámetros que de manera segura se irán extendiendo y ampliando con el tiempo. 

Para hacerlo, como se mencionó en la sección anterior se unificaron los parámetros y criterios que hacen que un sitio ofrezca la mejor experiencia de usuario posible, donde tiene gran relevancia la rapidez del sitio, la capacidad de interacción y respuesta del mismo y también sus visuales, con métricas estandarizadas y datos que son claros y dicen si es que en realidad una plataforma cumple con la experiencia de usuario o no. 

Anteriormente, los parámetros y métricas eran más ambiguos, extensos y nada entendibles por una persona con poco conocimiento técnico y que de manera obvia dificultaba la optimización y resolución de problemas, en muchos casos inclusive para desarrolladores. 

Esto es lo que busca solucionar Google con las nuevas Core Web Vitals, basándose en tres aspectos generales a optimizar en los sitios con métricas claras y objetivos específicos, luego de previas herramientas con similares propósitos como Mobile-Friendly Test, Chrome UX Report, AMP, WEB.DEV, Lighthouse y Google Search Console, entre otras que aún se encuentran vigentes. 

De acuerdo a Google como empresa impulsadora de los Core Web Vitals, dichos KPI o Indicadores clave de rendimiento como se traducirían pasarían a integrarse con otros factores de experiencia de usuario, tales como son Mobile Friendly o diseño amigable para móviles, Safe Browsing o Navegación segura, sitio bajo HTTPS como protocolo de hipertexto más reciente y sin intersticiales intrusivos. 

Ahora que conocemos el concepto y propósito de los Web Core Vitals, conozcamos en detalle sus tres tipos de categorías diferentes, abordando distintos aspectos de la experiencia de usuario que cualquiera consideraría esencial para poder disfrutar de un sitio web en línea, tanto en computadoras locales como también dispositivos móviles. 

Indicadores de rendimiento de las Core Web Vitals 

Actualmente, siendo lanzadas de manera reciente las Core Web Vitals o elementos vitales web, se abordan tres tipos de indicadores de rendimiento disponibles a optimizar de manera sencilla y números o métricas concretas, para facilitar el trabajo a desarrolladores y puedan crear sitios web más disfrutables y responsivos para el usuario. Los indicadores son: 

Largest Contentful Paint o LCP 

Detalladamente, Largest Contentful Paint o LCP que podría traducirse como representación más grande de contenido, es una métrica que concretamente se enfoca en la velocidad de carga de un sitio visitado por el usuario, respecto al tiempo que percibe desde que entra al mismo y se carga la mayor parte del contenido sin que se tenga que desplazar en pantalla, pudiendo ser texto, video o imagen. 

Como es lógico, la velocidad en la que se carga un sitio representa una parte muy importante de la experiencia de usuario en línea, incluso basándose en ella. De hecho, si un sitio goza de características y métricas excepcionales en otros aspectos pero es lento en su velocidad de carga, especialmente al inicio de la visita simplemente no puede considerarse ofrezca una buena experiencia de usuario. 

El indicador LCP o Largest Contentful Paint viene a sustituir otros indicadores más complejos y de naturaleza más dispersa, tales como DOMContentLoad, Load, Speed Index y First Meaningful Paint, similar a LCP pero sin tomar en cuenta la porción principal que se muestra en pantalla sin que haya que desplazarse.

Si un sitio se carga completo y se muestra su parte más relevante en pantalla en menos de 2.5 segundos, Google considerará que tiene un indicador LCP positivo y de buena velocidad, si el mismo está entre 2.6 y 4 segundos se considerará regular y que necesita optimización, y si el sitio tarda más ese tiempo en cargarse la experiencia de usuario ofrecida se considerará pésima. 

La velocidad de carga de un sitio suele verse afectada por muchos factores, tanto técnicos e internos en cuanto a recursos y desarrollo, así como también de hardware relacionados con servidores. No obstante, el indicador LCP o velocidad de carga inicia se ve impactada de manera frecuente por:

  • Desarrollo del sitio basado en JavaScript y CSS que por poca optimización ralentice los tiempos de carga, haciendo que se perciba lento por parte del usuario. 
  • Tiempo lento respecto a la respuesta del servidor, ya sea por inconvenientes por protocolos, manejo de recursos o sobrecarga de hardware como CPU y RAM. 
  • Tiempo de carga de recursos que exigen tanto a servidor como dispositivos del usuario, como imágenes en flash o animaciones. 
  • Representación por parte del usuario respecto a uso de navegadores poco optimizados o desactualizados y equipos de bajo rendimiento. 

De acuerdo a lo mostrado anteriormente, se puede comprender de manera sencilla que el alojamiento y aspecto relacionado a servidores tiene que ver mucho con el LCP, siendo lo primero que se debe optimizar para mejorar los tiempos de carga. Para optimizar este indicador, se pueden seguir las siguientes recomendaciones: 

  • Usar un servicio de hosting dedicado o virtual, de buen proveedor de servicio y que asegure excelentes conexiones, estabilidad y respuesta del servidor. 
  • Contratar alojamiento basado en discos SSD y NVMe, mucho más rápidos que los discos mecánicos o HDD tradicionales, asegurando más velocidad en procesos e intercambio de información.
  • Usar una buena plataforma de caché en forma de plugin o software independiente, que sea compatible con WordPress, Drupal y otros CMS ayuda a mejorar el rendimiento del sitio y su rapidez. 

Entre otras recomendaciones más técnicas el sitio oficial de WEB.DEV aconseja dirigir a los usuarios a una CDN o red de entrega de contenido cercana, manejar los activos de caché, establecer conexiones tempranas con terceros, reducir el tiempo de bloqueo de JavaScript y CSS, usar imágenes y contenido comprimido y archivos de texto, precargar los elementos más importantes y usar el pre-renderizado, entre otros.

First Input Delay o FID 

Así como el LCP se centra concretamente en la velocidad de carga del sitio, el segundo indicador respecto a las Core Web Vitals se enfoca en la interacción y respuesta en el mismo y es el First Input Delay o FID, que se podría traducir como retardo de entrada y que de igual manera tiene una relevancia importante en la experiencia que tiene un usuario al hacer uso de un sitio web.

Cuando un usuario navega en un sitio, de manera directa interactúa con él ya sea a través de clics, toques o desplazamientos dependiendo del dispositivo que se use, pudiendo ser una computadora o dispositivo móvil táctil. Cada clic o toque que hace el usuario genera una respuesta en el navegador y sitio, cómo cargar una pestaña, abrir un enlace o indicar en un espacio que se quiere escribir. 

Pues, de acuerdo al indicador de First Input Delay una solicitud de acción entre un clic o toque del usuario y la respuesta de la página debe darse en no más de 0,1 segundos, o 100 milisegundos que es lo mismo. 

Es decir, la contestación debe ser inmediata y si tarda más de ese tiempo la experiencia de usuario se desploma, ya que cada segundo se hace largo esperando que un sitio responda una petición que debe darse al instante, teniendo impacto en cómo se percibe por el internauta e incrementando su rango de rebote y uso general. 

Estas son las posibles causas por las cuales un sitio es poco responsivo o tarda en dar respuesta a las interacciones del usuario:

  • El retraso en la entrada de una interacción y su respuesta en un sitio puede darse cuando el hilo principal de la navegación de la página y que lleva el proceso se encuentra en uso o no disponible, debido a que está cargando o intentando leer un script que consume muchos recursos y que no deja dar respuesta. 
  • El navegador podría encontrarse ocupado ejecutando un código JavaScript o de otro tipo que es muy grande o poco optimizado, por lo que no se obtiene reacción a clics o toques. 
  • Sitio web o página concreta mal optimizada respecto a recursos y desarrollo técnico.

Debido a su naturaleza y enfoque en la interacción de un sitio y no la visibilidad del mismo, el FID o First Input Delay se aborda de manera diferente a los otros dos indicadores de Core Web Vitals, siendo un poco menos complejo y enfocándose en la ejecución de código JavaScript, así como optimización general de la plataforma. Para mejorar el FID se recomienda: 

  • El consejo más valioso y de hecho oficial que ofrece Google respecto al mejoramiento del FID es reducir los archivos y códigos JavaScript a su mínima expresión, tanto en cantidad como en tamaño. De la misma manera, se recomienda retrasar e incluso eliminar el JavaScript que simplemente no se use. 
  • Dividir las tareas más pesadas y que ejecuta el sitio es esencial para optimizar su respuesta, ya que de ese modo el código que lleva más tiempo se ejecuta sólo cuando es requerido, aminorando tiempos al no necesitar ejecutar cada recurso cuando el usuario hace una petición determinada. 
  • Optimizar la página tanto en su estructura como ejecución de scripts, donde datos del cliente y ejecuciones de terceros pueden estar afectando el rendimiento y generando latencia o retardo.
  • Para los desarrolladores, una herramienta conocida generalmente como web worker es muy útil de usar para bajar la latencia de un sitio, ya que son capaces de ejecutar tareas en distintos hilos que no están ocupados. Comlink y Workway son las plataformas más populares de este tipo. 

La interacción es un factor clave en lo que representa la experiencia de usuario, y el FID es el indicador que le dice a Google si un sitio es navegable y le ofrece al internauta un uso adecuado y acorde. Cuando no es así, se puede ver comprometido el rastreo y por lo tanto visibilidad del sitio, tráfico orgánico y un elevado rango de rebote al no proveer una buena experiencia, haciendo que el usuario cierre el sitio y se dirija a otro buscando lo que necesita.

Cumulative Layout Shift o CLS 

El tercer indicador de las Core Web Vitals o elementos centrales esenciales web de Google es el Cumulative Layout Shift o CLS, el cual puede traducirse como cambio acumulado en diseño y que así como las otras dos métricas anteriores abordaban la velocidad e interactividad, respectivamente, el CLS se enfoca en la calidad visual y su estabilidad general cuando el internauta navega. 

Y es que, cuando el usuario está esperando que un sitio se cargue, en muchas ocasiones los elementos van moviéndose de un lugar a otro, mostrándose por partes y teniendo influencia en los demás, acomodando el texto e imágenes. Esto genera malestar en el usuario y una mala experiencia, ya que es posible se den clics o toques donde no corresponde u otro tipo de comportamiento inesperado. 

A diferencia de los otros dos indicadores, el CLS no se mide en parámetro de tiempo transcurrido sino en número de cambios que generan luego una cifra que se interpreta como buena, mejorable o pobre. 

Concretamente, cuando en el sitio se genera un cambio en pantalla que modifica el formato y los elementos, se le agrega un número al indicador que depende de magnitud e influencia, y luego se suman y genera un total que es el CLS. El indicador no debe superar 0.1 para considerase bueno, entre 0.2 y 0.24 para considerarse mejorable y a partir de 0.25 ya se considera pobre, siendo un sitio completamente innavegable de acuerdo a la métrica. 

Las razones por las cuales un sitio se carga de mala forma y generando cambios inesperados en formato que dañan la experiencia de usuario son: 

  • Carga de recursos de la página desde el servidor de manera asíncrona, llegando a destiempo y que se refleja en la manera en que se muestra el contenido del sitio. 
  • Mala optimización del servidor o los recursos de la plataforma, así como aspectos técnicos del sitio.
  • Elementos desconocidos dinámicos que agregan o quitan tamaño al diseño y mueven otros elementos, como imágenes de tamaño desconocido o video o fuente de texto. 
  • Inclusión de widgets de terceros que modifican el orden de los elementos. 
  • Banners o anuncios que redimensionan la página, siendo una de las razones principales de que un sitio no sea navegable o presente un CLS alto. 

Afortunadamente, hay métodos concretos y directos para mejorar el indicador CLS y evitar que el usuario tenga que lidiar con cambios en el sitio y clics o toques erróneos, siendo ejemplos claros las siguientes medidas: 

  • La primera recomendación es añadir imágenes con dimensiones claras, mostrando dichas imágenes de alguna manera al navegador mediante los atributos de anchura y altura o width y height, los cuales no se usaban desde que se implantara el diseño responsive. Con las medidas indicadas de la imagen, se carga su relación de aspecto y el texto de modo directo y evitando hayan cambios en otros elementos. 
  • Como se mencionó anteriormente, una de las causas más frecuentes del cambio inesperado de formato y alto CLS son los banners publicitarios, que se redimensionan y son dinámicos. Por eso, se debe calcular el tamaño de los mismos y reservar un espacio adicional, previendo el salto de otros elementos a la hora del diseño de la página. 
  • Relacionado igualmente con los anuncios, se aconseja no poner banners publicitarios en la parte superior de las páginas, sino que vayan en la mitad para evitar el riesgo de inestabilidad visual y que los elementos inferiores se muevan o cambien de lugar, como suele suceder frecuentemente. 

Una página con CLS que dé un resultado de 0.000 estará optimizada de manera ideal y con estabilidad visual perfecta, sin cambios de formato entre la carga de los recursos como imágenes, videos y textos y que ayudará a que la plataforma sea recomendada, tenga tráfico y muy poco rango de rebote o bounce rate por el buen rendimiento y experiencia que le ofrece al usuario. 

Herramientas y monitoreo de resultados respecto a las Core Web Vitals 

Las Core Web Vitals son indicadores o métricas de rendimiento para sitios web que se enfocan en la experiencia de usuario, y al ser así su mayor fortaleza está en la capacidad que tiene el desarrollador para monitorearlas y optimizarlas de la mejor manera posible, de hecho siendo esa la intención de Google como premisa al unificar los indicadores y hacer el trabajo de ofrecer la navegación más óptima mucho más sencillo.

Para que esto sea así, tanto Google como terceros ofrecen herramientas de monitoreo de resultados, y así conocer las métricas respecto a número y saber si se deben optimizar o no, con distinto grado de dificultad, complejidad y curva de aprendizaje, entre otros elementos con los que haya que estar familiarizado. 

Las herramientas de monitoreo de resultados más usadas respecto a las Core Web Vitals son: 

Extensión Web Vitals de Google para el navegador Chrome 

La primera herramienta a mostrar y sin duda de las más sencillas de manejar para conocer las métricas de Core Web Vitals de manera clara, es sin duda la extensión Web Vitals creada por Google para su navegador Chrome, como un pequeño software que se integra y muestra tanto el Largest Contentful Paint o LCP, el First Input Delay o FID y el Cumulative Layout Shift o CLS del dominio que se inserte.

La extensión Web Vitals muestra los tres indicadores al mismo tiempo, con sus métricas actuales del sitio sin ningún otro tipo de dato o tendencia que complique su uso, lo cual es bastante beneficioso para aquellos con poco conocimiento técnico y que quieran verificar el estado de su plataforma. 

Por otro lado, un usuario más avanzado o desarrollador pudiera encontrar la extensión algo simple, requiriendo una herramienta más detallada respecto a los indicadores y que ayuden a conocer que es lo que se debe mejorar, con tendencias, barras y más información útil. 

PageSpeed Insights 

PageSpeed Inisghts es un conjunto de herramientas de análisis para sitios web, respecto a rendimiento directo y que se enfoca en su velocidad, respuesta y también elementos visuales, por lo que abarca las tres métricas de LCP, FID y CLS, antes de manera indirecta y ahora mostrándolas de manera clara y con apartados propios y gráficas. 

Pero no solamente eso, sino que PageSpeed Insights también es capaz de generar recomendaciones para optimizar cualquier sitio en general, basándose en parámetros conocidos como Web Practices que analizan imágenes y su carga, JavaScript y archivos CSS, servidor, compresión, redirecciones, renderizado, contenido, entre otros.

Por ejemplo, las gráficas mostradas respecto a las Core Web Vitals en PageSpeed Insights indican mediante colores, tiempo y porcentaje su estado y posible rango de optimización entre mejor, regular y malo, así como también si subió, permanece igual o bajó la métrica. Cabe destacar que, si no se ha utilizado la herramienta Chrome UX Report, PageSpeed Insight no muestra el indicador First Input Delay o FID al necesitar datos de la URL concreta. 

Chrome UX Report 

Chrome UX Report es una herramienta que permite conocer la optimización de un sitio web respecto a las Core Web Vitals, tales como FID, LCP y CLS, entre otras métricas como First Paint o FP, Onload, DOMContentLoaded, Time to First Byte o TTFB, entre otros a través de la navegación en sitios web que los usuarios del navegador Chrome de Google llevan a cabo, y que por supuesto dan su consentimiento previo para hacerlo. 

Para hacerlo, la herramienta usa parámetros de Web Practices que toma en cuenta CSS y JavaScript, recursos de imágenes y video, texto y contenido, renderización, compresión y toma en cuenta aspectos como ubicación del usuario, tipo de conexión efectiva, país, tipo de dispositivo, entre otros. Los datos que se generan en Chrome UX Report son accesibles a través de PageSpeed Insights, Search Console y Public Google BigQuery Project. 

Search Console

Google Search Console no solamente sirve para que los desarrolladores monitoreen aspectos relacionados a la indexación y optimización respecto a SEO de un sitio, sino que también se pueden verificar directamente las Core Web Vitals, de hecho a partir de Junio de 2020 y permitir a los desarrolladores mejorar la UX o experiencia del usuario en las plataformas en línea. 

A partir del periodo mencionado, Google Search Console va a incluir en su menú principal la opción de “Core Web Vitals”, donde mostrará los indicadores y métricas de los sitios relacionados, sacando ventaja de sus funciones originales como la verificación de direcciones URL del sitio y como cada una cumple con los parámetros, entre otras funciones. 

Otra ventaja esencial de la que saca provecho Search Console es que accede a los datos reales de verdaderas personas navegando los sitios consultados en Chrome, a través de la información generada en Chrome UX Report y que le añade valor, mostrando los resultados a través de líneas de color en periodo de tiempo y en todas las URL, para dispositivos móviles y locales y dejando entrar en cada métrica y conocer los problemas a solucionar.  

Chrome DevTools 

El conjunto de herramientas de desarrollo y también depuración para sitios web integrado en el navegador de Google Chrome ofrece opciones para consultar y monitorear Core Web Vitals, al menos dos de ellas que son LCP y CLS, de manera directa a través de la última actualización del navegador. 

A través de barras y otras herramientas gráficas, la plataforma de Chrome DevTools muestra el rendimiento respecto al indicador de Cumulative Layout Shift, de manera muy precisa y detallada, mientras que la métrica de First Input Delay a través de la medida de Total Blocking Time o TBT puede optimizarse, proveyendo información directa. 

Lighthouse 

Lighthouse es una suite de funciones añadidas integradas a PageSpeed Insights que mejora la capacidad de monitoreo de resultados de esta última, a partir de pruebas de laboratorio o benchmark. Esto quiere decir que las métricas que se calculan mediante pruebas reales de usuario no se muestran con Lighthouse, como es el caso del First Input Delay o FID.

No obstante, en lo que respecta a Largest Contentful Paint y Cumulative Layout Shift, Lighthouse si es capaz de ejecutar pruebas directas en cualquier dominio sin necesidad de contar con datos de uso o reales, mostrando números concretos sin gráficos y dando puntuación general respecto a rendimiento, accesibilidad, mejores prácticas y SEO. 

Como en el caso de la herramienta de monitoreo anterior, Lighthouse sí que muestra el Total Blocking Time o TBT de un sitio en pruebas de laboratorio, y si se muestra en números rojos se puede tener gran idea de cómo está el FID, así que todo lo que se aplique para mejorar dicha métrica medida afectara al FID no mostrado. 

Actualmente, Lighthouse da una relevancia a cada métrica en diferente medida, aunque eso puede cambiar en un futuro cercano de acuerdo a intereses de Google. Por ejemplo, el LCP y el TBT tienen 25% de importancia, mientras que el First Contentful Paint o FCP, SP o Speed Index y el TTI o Time to Interactive tienen relevancia en 15%, en último lugar quedando el CLS en 5%. 

Core Web Vitals y SEO: Relación de las métricas y optimización en SERP 

Cuando un usuario navega en un sitio web que ofrece una buena experiencia de usuario, con tiempos de carga rápidos, buena respuesta y ningún comportamiento extraño o inesperado, son altas las probabilidades de que se mantenga en dicho sitio por mucho más tiempo, generando tráfico y más utilización en general en comparación con una plataforma mal optimizada, siendo especialmente valioso para sitios de negocios y tiendas en línea. 

De hecho, Google actualmente premia los sitios web que tienen buena UX respecto a cualidades como mobile-friendly, HTTPS, rapidez y respuesta, y viendo que se crearon las nuevas directrices de Core Web Vitals enfocadas a optimizar dichos aspectos, solamente queda decir que las mismas sí que van a contar para SEO, siendo que la UX de un sitio siempre debe estar optimizada sin importar qué. 

De acuerdo a Google, las Core Web Vitals pasarían a ser criterio de ranking para SERP de sitios de manera directa, pero lo que no se conoce con certeza es la influencia que tendrán las mismas en los resultados, en comparación con el contenido que al menos actualmente es el más relevante, autoridad de sitio, backlinks y otras características.

Ahora, como ha ocurrido con las últimas actualizaciones de algoritmo de Google tanto secundarias como primarias donde se incluyen modificaciones en el impacto de las métricas de UX, no se espera que haya un cambio tan impactante en los rankings a nivel mundial cuando se aplique. 

Sin embargo aplicar medidas de optimización respecto a la experiencia de usuario de un sitio, tanto en lo que abordan las Core Web Vitals como otros aspectos generales debe considerarse esencial, siendo el pilar fundamental de un sitio web que quiera recibir usuarios. Probablemente, las páginas con mala experiencia de usuario tendrán aún menos puntaje cuando entre el cambio, mientras que las que tengan buena UX mejoraran índices de manera menos pronunciada. 

Una UX optimizada ayudará a elevar otros aspectos importantes del sitio como tráfico, ratio de conversión, disminución de bounce rate, retención de usuarios, relación a buena imagen de marca, fidelidad de cliente, entre otros.

Sin duda, los aspectos relacionados a experiencia de usuario y las Core Web Vitals tienen influencia, tanto indirecta como directa en el SEO y por esa razón deben optimizarse siempre, incluyendo tácticas para UX generales y concretas que ayudan al sitio lucir y navegarse mejor.

Puesta en marcha de las Core Web Vitals y su futuro  

De acuerdo a Google, las Core Web Vitals como métricas de UX e influencia general al entrar en el algoritmo no se dará hasta el 2021, debido a la contingencia que está representando el COVID-19 a nivel mundial. Es decir, en lo que respecta a 2020 no se tiene que tomar ninguna acción inmediata, no cambiando los rankings a pesar de que se tengan malas métricas relacionadas a UX. 

De la misma manera, la compañía detrás del buscador ha expresado que lanzará de manera oportuna un aviso, al menos 6 meses antes de poner en marcha las Web Core Vitals en el sistema para que los desarrolladores web empiecen la optimización. 

La recomendación clara es empezar a vigilar las métricas relacionadas a LCP, FID y CLS y aplicar mejoras de manera regular, no dejando todo para último momento cuando el cambio se aplique y pueda tener impacto en el sitio y su SERP en Google. 

Por otro lado, en el futuro se espera que las Core Web Vitals se extiendan y se añadan más indicadores de UX a las mismas, adquiriendo más relevancia e impacto como factor de búsqueda de los sitios en Google y abarcando aspectos visuales, de velocidad, respuesta y seguridad que deben tener las plataformas web, junto a otras cualidades de autoridad, buen contenido y relevancia en nicho si quieren posicionarse en resultados lo mejor posible. 

Pero como resulta frecuente con Google, son inciertas las acciones que la compañía pueda llevar a cabo en el futuro y el nivel de relevancia que tenga cada cambio, usualmente no siendo claro respecto a número o fórmulas de cálculo para evitar estrategias poco éticas o que no se correspondan con calidad de sitio, contenido e intención del usuario al hacer la consulta. 

Conclusiones respecto a las Core Web Vitals 

Las Core Web Vitals son indiciadores que demuestran de manera clara la intención de Google de darle importancia imperativa a la experiencia de usuario en los sitios web, respecto a la navegación, velocidad y aspectos visuales generales de las plataformas, y que si bien por lo momentos no afectarán tanto el SEO como factores como el contenido o autoridad, de seguro van a tener un impacto a tener en cuenta.

Además, queda clara la relevancia que tiene asegurar una buena experiencia y uso de los sitios a los usuarios para que permanezcan en las mismas, encuentren la información o producto requerido y cumplan con su propósito. Esa es la intención de las Core Web Vitals, al proveer indicadores claros y unificados que facilitan el desarrollo y utilización de los sitios web bajo optimización de aspectos clave e importantes para los internautas. 

Sólo queda esperar la aplicación del cambio e integración de las nuevas KPI en el algoritmo de Google y ver su evolución a través del tiempo y su impacto en la clasificación, quedando claro que la relevancia de la UX ha llegado para quedarse y es un aspecto de rendimiento a tener en cuenta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

METODOLOGÍA QUE CONVIERTE Y MONETIZA

Si tienes un negocio online, un proyecto digital, estás planteando en montar un ecommerce y no sabes como monetizarlo, ponte en contacto conmigo. Llevo años monetizando casi todo tipo de webs. Juntos podemos desarrollar una metodología que se adapte a tu caso, sea escalable y te permita rentabilizarla.

¿Hablamos?

Casos de éxito nacionales